EL CASO PENALVA Y SUBIRÁN,  Uncategorized

Domingo 11/10/2020

Arrancamos el capítulo de hoy con el objetivo de desmontar las mentiras a través de las cuales Daniel Corral consiguió introducir a Adrián Vernicianu -su víctima por excelencia- en la Causa Cursach. 

Para refrescar la memoria:

El 09/03/2017 Daniel Corral hizo su primera declaración en relación a la Causa Cursach. En ella, el Testigo aporta una serie de informaciones que ha unificado en base a las noticias que ha leído en prensa y algunos datos que conoce de su trayectoria laboral en la Discoteca Titto’s. Por supuesto, DANIEL YA EMPIEZA MINTIENDO, MANIFESTANDO COSAS TALES COMO QUE ERA ENCARGADO DE LA SALA VIP, CUANDO REALMENTE SU LABOR ERA LA DE RECOGER VASOS. 

Ese mismo día, IMPACIENTE Y DESEOSO DE ATACAR A SU VÍCTIMA FAVORITA… DANIEL ACUDE A COMISARÍA Y HACE SU SEGUNDA DECLARACIÓN:

En esta ocasión explica, que tras regresar de la declaración realizada durante la mañana, se ha encontrado dentro de su buzón UN FOLIO CON UNA CRUZ Y SU NOMBRE Y LA INSCRIPCIÓN RIP. Por supuesto SE LO ATRIBUYE A ADRIÁN VERNICIANU JUSTIFICANDO QUE POCA GENTE SABE ESCRIBIR SU APELLIDO. Además cuenta que hay dos hombres junto a su coche en actitud de espera y que, al intentar fotografiarlos, salen corriendo… 

¿Qué nos explican los Juanes sobre su investigación al respecto de esta segunda -Y ESPERPÉNTICA- declaración?

-Que Daniel Corral ejecuta lo que será su modus operandi a lo largo de toda la Causa: presenta datos parciales que se dedica a ampliar en posteriores declaraciones.

-Introduce a Adrián en la Causa Cursach, pero NADA CUENTA DE SUS PROBLEMAS PREVIOS CON ÉL, NI DE TODO EL ACOSO QUE CONTRA ÉL HA VENIDO DESPLEGANDO DURANTE LOS ÚLTIMOS MESES… NADA DE NADA, CLARO.

-Y… ATENCIÓN: Daniel hace pasar a Adrián por un matón del Grupo Cursach, que supuestamente había sido mandado, nada más enterarse de la denuncia, a amenazarlo para que la retire. PERO RESULTA QUE EN AQUEL MOMENTO LOS PRINCIPALES DIRECTIVOS DEL CITADO GRUPO SE ENCONTRABAN EN PRISIÓN. Y no sólo eso: resulta IMPOSIBLE que nadie supiera que Daniel iba a poner una denuncia en la Policía (puesto que sólo lo sabían los dos agentes de Blanqueo) y mucho menos que alguien supiera el contenido u objeto de su visita de ese día a Comisaría (no olvidemos que Daniel era un denunciante veraz), y justo al regresar al domicilio ya le hayan dejado una amenaza. 

Es decir: DANIEL INTENTA HACER CREER QUE UNA O DOS HORAS DESPUÉS DE DECLARAR EN UNA CAUSA SECRETA, YA SE HA ENTERADO EL GRUPO CURSACH Y HAN LLAMADO A UN MATÓN, QUE JUUUUUSTAMENTE ES ADRIÁN -EL MONTADOR DE COCINAS QUE TRABAJA EN COCICRIS Y QUE NO DEJA DE RECIBIR MULTAS EN SU FURGONETA DE TRABAJO-, EL CUAL LE DEJA A DANIEL UNA AMENAZA POR ESCRITO…

¿NO SUENA TODO A UNA BROMA MALA Y DE MAL GUSTO?

PUES EL CÁRTEL DIO ESTA VERSIÓN POR VÁLIDA, OBVIAMENTE.

CreatePDF_Captura-de-pantalla-2020-10-09-a-las-12.56

10/03/2019: Pese a que nada se habló en el chat de Operación Sancus en relación a la supuesta amenaza a Daniel Corral, parece ser que finalmente decidieron tomarle declaración en sede judicial.

CreatePDF_Captura-de-pantalla-2020-10-09-a-las-12.57

Así pues, efectivamente, SE PRODUCE LA TERCERA DECLARACIÓN DE DANIEL CORRAL, como Testigo Protegido, primera en sede judicial.

¿Qué manifiesta el susodicho?

-Que decidió denunciar a raíz de ver en las noticias la detención de Cursach.

-Que siempre trabajó en la zona VIP de la Discoteca Titto’s.

-Vuelve a denunciar el trato de favor a un grupo de Policías Locales por orden de sus jefes. Más concretamente dice que se les facilitaba prostitución y droga pagada por el Grupo Cursach y que, ésta, la consumían en el despacho de su jefe Arturo. 

-Acusa a nueve Policías Locales más, que, sumados a los que reconoció en Comisaría el día anterior, serían 16. 

-Acusa a sus jefes Arturo Segade, Jaime Lladó y David, así como a Cursach y Sbert.

-Por primera vez, habla de Marian Ciprias Sabau, del que dice que es un rumano que trabajó en Titto’s y que después se hizo llamar Mario. Explica que Marian traía chicas de Rumanía para prostituirse y que, junto a un tal Guillermo, daban palizas por orden de Jaime Lladó. También señala que Lladó retiraba el pasaporte a las chicas que Mario traía de Rumanía.

En fin. De Surrealismo en Surrealismo y sin pisar el freno.

Seguimos con vosotr@s. 

¡GRACIAS!

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información

ACEPTAR
Aviso de cookies