Uncategorized

DPA 2399/2017 – El fin de la TP31-.

Continuamos una entrega más con la investigación que se llevó a cabo para arrojar luz sobre el papel de la Testigo Protegido 31 en el Caso Cursach.

Continuamos en el punto en el que la Instrucción que lleva dicha investigación trata de averiguar si es cierto o no que los dos policías a los que denunció la Testigo en cuestión cometieron los hechos que ésta relata.

Diligencia de data de los hechos investigados

Por parte esta Instrucción se consideró desde un principio primordial para la investigación el determinar de forma inequívoca el día a que se refería la denunciante a fin de que no quedara resquicio de duda sobre los hechos y la posible implicación de los denunciados.

Del estudio del listado de llamadas de la denunciante se comprobó que tanto el Juez como el Fiscal como el Policía del Grupo de Blanqueo Iván, habían conversado con ella hasta el día 14 de septiembre, fecha desde la que no pudieron hablar al no contestarle ella hasta el día de la denuncia, el 25 de septiembre. Ello hizo pensar a los investigadores que la denunciante no quería comunicar con ellos y que fueron éstos los que finalmente y dada la insistencia lo lograron, contando ella las amenazas sufridas.

Se llegó entonces a la conclusión de que el día en el que se producen los supuestos hechos delictivos es el día 15 de septiembre por lo siguiente:

-En la segunda Declaración Judicial de la víctima indicó que estaba casi segura de que se trataba de ese día.

-Por el listado de llamadas telefónicas de la denunciante se pudo comprobar que la misma contactaba de forma esporádica con el Juez y Fiscal de la causa principal o más regularmente con el policía Iván. El día 14 de septiembre fue el último día que habló con dicho policía. A partir de esa fecha, si bien llama sin que le descuelgue el señor Juez el día 16, ya no contactan por más que la llaman hasta que, finalmente, el día 25  -día de la denuncia- le cogió el teléfono y le comunicó que no iba a declarar más porque se veía obligada a ello.

La denunciante declaró ante la policía que a partir del día en que la amenazaron nunca más habló con los investigadores hasta el día de la denuncia ya que estaba muy asustada y así le habían obligado a actuar. Al ser un viernes después del día 14 y antes del 25 y habiendo colegio según su declaración, sólo pudo ser el 15 o el 22. El 22 recuerda que no pudo ser porque era el día que celebró el cumpleaños de su hijo. Además es sólo tres días antes de las declaración que origina las presentes, con lo que se habría acordado.

-Por los whatsapps de la denunciante, que mostró a esta Instrucción y quedaron reflejados en su declaración, si bien se negó a facilitarlos. En ellos se comprobó que el día 14 de septiembre a las 15:36 horas habló con total normalidad con el policía Iván. El día 16 se comunica por última vez con el mismo: se trata de un mensaje evasivo en el que únicamente le contesta que no se encuentra bien. A partir de ahí, no le contestó más.

-Por las circunstancias de los hechos: Ella está segura de que fue un viernes dado que recuerda que había colegio y era el único día que recogía a su hijo a las 15:30 horas. De ahí se llevaba al niño a casa de una amiga. Por lo tanto, dado que su hijo no se encontraba en casa cuando se produjo la amenaza, fue en periodo escolar y un viernes.

Diligencia de escucha de conversación telefónica

Es de interés subrayar la cadena de conversaciones que mantuvo la denunciante con el Policía del Grupo de Blanqueo de Capitales, al que ella se refiere como Iván.

La testigo protegido, que desde el inicio de la intervención de su teléfono no había llamado nada más que en una ocasión al policía sin llegar a contactar con él, el día 11 de octubre a las 10:14 llamó de forma inmediata cuando llegó a la Comisaría de Policía y vio al señor Instructor. Tampoco en esta ocasión pudo conversar.

Posteriormente y tras varios intentos de comunicación por ambas partes a partir del final de la declaración policial, a las 18:31 del mismo día el policía logró contactar con ella y mantener una conversación.

La Testigo Protegido le contó la declaración: Le contó que los investigadores habían resultado ser «muy majos», que cuando la llamaron ella llamó a Manolo (refiriéndose a Penalva) y éste dijo que eran de su confianza. En la llamada queda claro como ella no estaba nada asustada, sino que al contrario: se comporta de forma amenazante y agresiva, indicando incluso que amenazó al Instructor de las presentes diciendo «espero por tu bien que no se enteren en el colegio de mi hijo». También dijo que no les dio copia de nada y que no les va a dar ni e-mail ni teléfonos ni nada, «que se busquen la vida» (para detener a los autores de la amenaza que sufrió).

Ella, pese a que el señor Juez le dijo que eran dos policías de total confianza, le cuenta a Iván que no se día de nadie, respondiendo él que él tampoco se fía de nadie. Incluso manifestaban que habían llegado a entrar en el ordenador de Iván, refiriéndose a funcionarios de Policía Nacional.

Queda claro entonces que la actuación de ella no es ni de lejos la de una persona amenazada que pretende que se le resuelva el problema. Tampoco tiene ningún tipo de miedo o desconfianza real hacia los investigadores de la presente de los que dice que «son majos», que el Juez le dice que eran de fiar y a pesar de ello incluso los amenaza.

Dejamos aquí el capítulo de hoy. A un paso más cerca de que sepáis toda la verdad sobre todas y cada una de las mentiras que tristemente han gobernado esta historia.

¡Seguimos!

Pages: 1 2 3 4 5 6 7 8 9 10 11 12

14 Comments

  • Pep

    Propongo hacer un homenaje al Sr. Cursach poniendole una calle a su nombre, la calle del Jamon o de Punta Ballena serian apropiadas para su homenaje.😂

  • Rafael Munar Ferrer

    Al Sr. Curchac no le conozco solo sé que es propietario de varias discotecas por esta razon no voy a dar ninguna opinion sobre él. Sr. Coco Capaner le deseo mucho exito en este caso y tiene todas mis felicitaciones. N

  • Juan

    Muchas gracias a l@s gestores de la web, con este tipo de entrega semanal (miércoles y domingos), hacéis que se pueda ir asimilando y comprendiendo, todo lo acaecido.
    De cada día veo más claros, los atropellos y los gravísimos daños que han causado los de la trama de la Toga.
    Y no quiero pasar por alto, al que ha sido la punta de lanza, que está consiguiendo lo que estamos viendo, el Señor COCO Campanero y su equipo de trabajo.
    MUCHAS GRACIAS

  • Juan

    ¿Cómo es posible, que ésta testigo protegida, no esté en la cárcel?
    Se dice » el mundo es para los listos», ahora veo que el mundo está hecho para los@s mentiros@s y malas personas.
    Adelante COCO, acaba con esta calaña y destapa la corrupción de las togas.

  • Guaita

    Si los policías, fiscal y juez hubiesen hecho bien su trabajo seguirían en sus puestos de trabajo, están suspendidos laboralmente o de baja por depresión (ven lo que se les viene encima) menos mal de los nuevos investigadores y de los fiscales de Madrid, sino todo el caso de los Whatsapp se hubiera enterrado, veremos si mantienen todos los cargos contra Cursach porque me temo que muchos van a ser retirados, animo y a seguir luchando!!!!! A Cursach no le hace falta le pongan su nombre a una calle….

  • GRAN CAMPANER

    Los whatsapps son màs nulos que la catedral de Burgos. La única realidad es que Florit està procesado, el insigne letrado Coco Campaner condenado en firme por atentar contra un testigo protegido, què gran ejemplo Letrado y el Sr. Cursach también condenado.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información

ACEPTAR
Aviso de cookies